La Tierra, la principal beneficiada por el coronavirus
marzo 22, 2020
La industria farmacéutica y el negocio detrás de la pandemia
marzo 24, 2020
Show all

El impacto globalizado del Coronavirus en las cadenas de suministro

Las cadenas de suministro del mundo se enfrentan a un reto diferente a cualquier otro visto en tiempos de paz modernos. Los esfuerzos para contener el brote de coronavirus afectan las industrias y la economía en general.

En los últimos días, una crisis de las cadenas de suministro que comenzó a principios de este año con las fábricas chinas se ha extendido a industrias claves en otros lugares que habían resistido el impacto hasta ahora. Los cierres están contribuyendo a la creciente convicción de que el mundo ha caído en su primera recesión desde la crisis financiera hace más de una década.

“Esto es una especie de desastre natural continuo”, dijo Ethan Harris, jefe de investigación económica global en Bank of America. “En términos del impacto en la producción global, el cierre fuera de China probablemente será mayor que el impacto de China”.

Para agravar el golpe para las empresas, el choque inicial de la oferta se ha entrelazado con una crisis de demanda en Europa, los EE. UU. y otras economías importantes a medida que se ordena a los trabajadores y consumidores que se queden en casa.

Grandes compañías mundiales como Apple Inc., enfrentan el impacto en los fabricantes de componentes en Italia, Alemania, Malasia y Corea del Sur después de haber resistido la desaceleración de febrero en las fábricas chinas que realizan el ensamblaje final de productos como iPhones y AirPods.

Otro ejemplo que se percibe es el bloqueo nacional en Perú que ha provocado que las principales compañías mineras como Freeport-McMoRan Inc. y Newmont Corp. vean frenadas sus producciones de cobre. Lo mismo está sucediendo en otros centros mineros como Chile, Canadá y Mongolia, y los economistas de Scotiabank dicen que el resultado inicial del golpe en Chile y Perú solo condujo a la pérdida de unas 325,000 toneladas métricas de producción de cobre que representa alrededor del 1.7% de la producción anual mundial.

En Europa, gigantes industriales como Volkswagen AG y Airbus SE han cerrado las líneas de ensamblaje en un esfuerzo tanto por reducir la propagación del virus como para lidiar con la escasez de piezas y los cuellos de botella debido a restricciones en los viajes dentro del continente. Si bien los gobiernos de la región se han comprometido a salvaguardar el transporte de mercancías a medida que las fronteras se cierran a otros viajes no esenciales, las interrupciones del tráfico han comenzado a aumentar.

La industria automotriz es particularmente vulnerable a las interrupciones de la cadena de suministro debido a que su logística ajustada está diseñada para mantener los tiempos de almacenamiento solo entre 1 y 2 meses.

En el caso de los EE.UU.  las medidas de General Motors Co., Ford Motor Co. y Fiat Chrysler Automobiles NV para cerrar temporalmente sus plantas en el país tendrá una repercusión adicional en sus proveedores debido a la disminución del inventario por falta de consumo.

La naturaleza global de la economía requiere que todas las organizaciones comprendan sus cadenas de suministro y también los riesgos inherentes a los que pueden estar expuestos. En la actualidad el mundo se encuentra en una situación límite y los riesgos de la de interrupción de las cadenas de suministro crecen de manera exponencial.

Existe una crisis sanitaria inesperada y con alto grado de incertidumbre donde nadie puede asegurar el tiempo que va a durar y las consecuencias a las cuales tendrán que hacer frente las empresas. En estos momentos se afecta toda la planeación de la demanda, producción, inventarios y distribución en las cadenas de suministro y se requiere decisiones estratégicas que sean ejecutadas de manera inmediata por cada una de las empresas para disminuir el impacto del Coronavirus.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *